Andrés
28 años
Síndrome mielodisplásico
Este chico soy yo, el que te acaba de dar el papel. El chico de la izquierda, con mi familia.
Han pasado ya casi 3 años desde mi trasplante de médula ósea. Incontables días sin comer, sin beber, sin caminar, sin dormir, sin hablar... Todo aquello que perdí y volví a recuperar. Todo aquello con gran esfuerzo. Todo aquello gracias al apoyo incansable de mi familia y amigos. Todo aquello gracias a una persona que decidió altruistamente donar médula ósea para que yo pudiera salir adelante.

Infórmate.

Dona médula.

Dona vida.

Como yo, muchos otros pacientes y sus familias nos hemos unido para compartir contigo el mejor anuncio del mundo: que te digan que la leucemia está curada.

Soy papel, recíclame y no me tires al suelo, por favor.